Guía completa de aceites naturales para el pelo

Angela | 27 octubre 2017

¡A brillar mi amor! Devolvele a tu pelo el brillo natural que necesita con estas recetas infalibles.

Todas, sin excepción, llevamos una rutina para el cuidado del pelo, por más sencilla que sea. El simple hecho de aplicarnos shampoo, un poco de crema para peinar en las puntas y cepillarlo, ya lo es. Si estás preparada para llevar a otro nivel tu cuidado capilar, te contamos lo que necesitás saber sobre los aceites naturales para el pelo y sus múltiples beneficios.  

Algunos productos tienen entre sus ingredientes aceites de origen natural. Es el caso de la Crema de Tratamiento Óleo Nutrición de Dove que, al estar enriquecida con aceite de Argán, ayuda a suavizar el pelo y devuelve la sensación de sedosidad al pelo seco.

Dove Crema de Tratamiento Óleo Nutrición

En líneas generales, por sus propiedades, el aceite natural aplicado de manera cosmética, tiene como función reparar el daño del pelo y hacer que crezca lindo y saludable. Dentro de esta gama, encontramos una amplia variedad. En cualquier tienda naturista podés llenar el canasto con cada botellita de estos y darle un shot de brillo a tu melena.

Dale ese toque de brillo a tu pelo.

Un spa en casa

Debemos hacer una pequeña confesión: estos aceites naturales, lejos de ser un descubrimiento actual, son secretos de nuestras abuelas. Hoy siguen más vigentes que nunca y el resultado habla por sí mismo.

Al ser naturales, todos los aceites se pueden usar cuantas veces desees en la semana. Se deben aplicar directamente en el cabello seco como una mascarilla, masajear y, luego… poné esa temporada de la serie que te tiene loca, y durante 45 minutos o 1 hora, dejar que el aceite haga su magia.  

  • Aceite de coco: este superalimento es ideal para ayudar a evitar la pérdida de proteínas y contrarrestar la falta de aceites naturales que se pierden como consecuencia del shampoo y las toxinas del ambiente.
  • Aceite de Jojoba: ayuda a evitar la resequedad y el bloqueo de sebo en la raíz, tiene como función contribuir a sellar el folículo piloso y mantener su humedad.
  • Aceite de oliva: sus antioxidantes ayudan a estimular la circulación sanguínea y aportar nutrientes para un crecimiento saludable.
  • Aceite de lino: ya sea si lo consumís o lo aplicás como mascarilla, sus grasas omega 3 ayudan a reparar, fortalecer y aumentar el brillo del pelo.
  • Aceite de ricino: su componente, ácido ricinoleico, funciona como un compuesto antibacteriano, que ayuda a prevenir infecciones y hongos en el cuero cabelludo.
  • Aceite de romero: tiene capacidad de frenar la caída del cabello e impedir su envejecimiento prematuro, ayudar a combatir la caspa y suavizar el pelo quebradizo.
  • Aceite de palta: ¡qué rica es! Cuenta con antioxidantes que estimulan el flujo sanguíneo a los folículos pilosos, ayudando al crecimiento del cabello.
  • Aceite de Argán: es rico en vitaminas B, E y ácidos grasos esenciales que te ayudarán a proteger y reparar tu cabello.
  • Aceite de cáñamo: actúa rápidamente en el pelo dañado. Ideal para la previa del casamiento de tu amiga. Ayuda a reducir el quiebre y aumenta el crecimiento del cabello.

Luego de dejar que surtan efecto, se debe lavar bien el pelo con shampoo. Te recomendamos uno infalible, que acompaña este mini spa que le has dado al pelo: el Shampoo Detox Capilar de TRESemmé que lo ayuda a purificar y nutrir, dejándolo saludable y deslumbrante.