Cómo decolorar el pelo y qué cuidados tener para evitar que se dañe

Te contamos todo sobre el proceso y qué cuidados tener antes y después de decolorar.

La decoloración de pelo es el proceso químico que permite barrer el pigmento del tono de base para luego depositar el tono del color deseado mediante la tintura. El vehículo para hacerlo es la mezcla de un decolorante con un agente aclarante como el peróxido o agua oxigenada. Se trata de un procedimiento delicado puesto que altera la cutícula. Hacerlo bien requiere de conocimiento y observación. Por el contrario, el peor desenlace posible es el pelo quemado. En esta nota te explicamos cómo decolorar el pelo y qué cuestiones tener en cuenta antes, durante y después.

mujer de tez blanca con corte mini bob y flequillo blanco decolorado, decoloración de pelo
Lo mejor es hacerlo con un profesional. Crédito: Shutterstock

¿Qué es la decoloración de pelo?

La decoloración de pelo es el proceso químico por el cual se extrae o remueve el pigmento del cabello, ya sea natural o artificial. Para ello, se utiliza un agente aclarante como el agua oxigenada que abre la cutícula, la capa externa de la fibra capilar, y penetra para barrer la melanina, responsable de darle color al pelo. 

Existen siete etapas de decoloración del pelo, que van desde el castaño medio hasta el rubio más claro. Cuanto más oscuro el tono, más va a haber que decolorar para llegar a un tono claro o para crear la base para un color fantasía. Según el tono y de la intensidad del peróxido o activador que se use, el resultado puede variar desde un color anaranjado a uno amarillo. En ocasiones, para obtener el resultado deseado, es necesaria una segunda o, incluso, tercera sesión de decoloración.

Cabe decir que, al alterar la estructura de la cutícula, se trata de un procedimiento agresivo para el pelo porque lo debilita y lo afina.

¿Qué se necesita para decolorar el pelo?

Una vez fijado el plan de acción según lo que se quiera lograr, es momento de preparar los elementos para llevar a cabo la decoloración de pelo. Se necesita lo siguiente:

  • Una toalla o bata para proteger la ropa (si es de color blanco, mejor).
  • Peróxido o activador de 10 o 20 volúmenes.
  • Polvo decolorante en polvo o pasta.
  • Un bol.
  • Una brocha.
  • Guantes de látex.

“Siempre tenemos que tener en cuenta que, a mayor cantidad de volúmenes en el activador, más fuerte será la decoloración. Es decir que, si yo tengo que hacer una iluminación y solo aclarar dos tonos, podría elegir un oxidante suave para no dañar el pelo”, detalla la especialista en color Eugenia Perrone.

¿Cómo es el proceso de decoloración?

Para decolorar el pelo primero es necesario mezclar el peróxido o activador con el decolorante. Luego, se aplica con una brocha sobre el pelo empezando por las puntas y medios, y dejando las raíces para lo último. Se deja actuar el tiempo necesario y luego se enjuaga con abundante agua.

La colorista explica: “Cada vez que decoloremos, el pelo va a pasar por una gama de colores que varía desde el naranja, pasando por el amarillo, hasta llegar al blanco. En base al color que queramos obtener, vamos a enjuagar en la gama de colores que queramos. En mi caso, siempre lo finalizo con un baño de luz que termina de darle el tono deseado a la coloración, es decir, más cálido o más frío”.

mujer tocando su pelo largo rubio cenizo, como decolorar el pelo
El tiempo de exposición depende de múltiples factores. Crédito: Rupert Laycock

¿Cuánto tiempo se deja el decolorante?

El tiempo de exposición va a depender del color de base, el color que se desea alcanzar (esto determinará cuántos tonos es necesario aclarar), la cantidad y grosor del cabello y, por último, cuán sano o dañado esté el pelo. En promedio, la exposición suele ser de 15 minutos, pero nunca más de 20 a 25 minutos.

“Cuando hice el curso de colorimetría me dijeron una frase que siempre me quedó guardada: ‘La decoloración no tiene tiempo de exposición, sino de observación’. Esto quiere decir que cada pelo reacciona distinto a este proceso químico. Por eso, es algo que sí o sí tiene que hacer un profesional que esté atento a la reacción de cada pelo”, aclara Eugenia Perrone.

¿Cada cuánto se puede decolorar el cabello?

Si tenés el pelo oscuro y precisás más de una sesión de decoloración para llegar al tono deseado, es recomendable espaciar los tratamientos dos semanas como mínimo. Si, en cambio, buscás conseguir otro estilo, cuanto más tiempo pase entre una decoloración y otra, mejor. Recordá que se trata de un procedimiento agresivo para el pelo y que el daño es acumulable. Por otra parte, los retoques de raíces se realizan idealmente cada dos meses.

mujer trigueña de perfil con anteojos, auriculares y pelo color lila, decoloración de pelo, como decolorar el pelo
Los colores fantasía requieren decolorar el pelo. Crédito: Shutterstock

¿Cómo decolorar el pelo negro?

A diferencia de otros tonos base, el pelo negro suele requerir más de una sesión de decoloración para llegar al tono deseado. En ese caso, lo más recomendable es repetir el proceso después de dos semanas como mínimo para evitar daños severos.

¿Cómo decolorar el pelo teñido?

El procedimiento es el mismo, lo importante es observar con cuidado cómo va la decoloración a partir de los 10 minutos y chequear nuevamente cada 5 minutos. Al hacerlo, tratá de estirar un poco el pelo: debería sentirse duro, si empezás a sentirlo chicloso es porque se te está pasando la decoloración.

En estos casos, el daño causado por el decolorante es más intenso, puesto que se suma al daño del trabajo de coloración previo. Asegurate de preparar antes el pelo con mascarillas nutritivas, usar productos adecuados para tu tipo de pelo y evitar las herramientas de calor. Posteriormente, armar una rutina de cuidado para mantener el pelo hidratado.

¿Cómo aclarar el pelo sin decolorar?

Existen opciones para aclarar ligeramente el pelo sin productos químicos, aunque el resultado no podría compararse con el efecto de la decoloración. Hay quienes utilizan métodos naturales como la manzanilla o el jugo de limón para aclarar el pelo, resaltar los reflejos naturales o iluminar la melena de forma sutil.

Me decoloré el pelo y quedó naranja

Esta es una de las consultas más frecuentes luego de realizar una decoloración de pelo en casa. Tal como nos explicó Eugenia Perrone, la causa tiene que ver con el tiempo de exposición que, a su vez, depende del tono base y de lo que queramos lograr.

Para matizar el pelo naranja, se puede usar un shampoo tonalizador. Para eso, hay que recurrir al color opuesto en la rueda cromática, en este caso, el azul. Por tanto, un shampoo tonalizador azul podría ayudar. También existen recetas de tónicos caseros, aunque no hay mejor solución que visitar a un profesional para así evitar mayores daños.

mujer de pelo largo lacio castaño aplicando aceite para preparar el pelo antes de la decoloración, como decolorar el pelo
Un pelo bien hidratado para hacerle frente al proceso químico. Crédito: Shutterstock

Tu colorista debería preguntarte sobre los antecedentes de tu pelo antes de hacer cualquier procedimiento. Las decoloraciones previas, los tratamientos como las permanentes o los alisados, influyen mucho en cómo el cabello va a reaccionar ante la decoloración.

Puede que internet esté lleno de videos y tutoriales para hacerlo en tu casa, pero no es algo fácil. Hay veces que no se puede pasar de un tono negro a uno rubio claro en una sola sesión y se necesitan varias para que nuestra cabeza descanse y se recupere. Por eso, siempre es mejor acudir a un profesional para que pueda decir qué es lo mejor.

Lo más recomendable es ir a la peluquería con el cabello sucio: es mejor si pasan dos o tres días del lavado. El cuero cabelludo va a beneficiarse de esos aceites naturales antes de la decoloración de pelo, ya que lo protegen. 

Como dijimos, la decoloración puede ser muy agresiva para el pelo. Por eso, es conveniente prepararlo para este proceso. ¿Cómo? Aplicando máscaras o tratamientos nutritivos una semana antes y periódicamente antes de decolorar el pelo. De esta forma, va a estar más fuerte e hidratado y, por lo tanto, va a sufrir menos el daño. Podés elegir ingredientes naturales como el aceite de coco o de almendras.

mujer joven de tez blanca sentada con pelo largo ondulado rubio, decoloración de pelo, como decolorar el pelo en casa
El primer paso es contar con los elementos necesarios. Crédito: Shutterstock

Si bien nuestra recomendación es acudir a un profesional, muchas personas optan por decolorar y teñir el pelo en casa. Como ya dijimos antes, el pelo debe estar sucio para poder decolorar sin dañar tanto. Al mismo tiempo, es importante que esté seco y libre de producto. La base de tu color natural o lo que tengas antes hecho, va a dictar cuántas veces hay que repetir este proceso para llegar a un color adecuado para aplicar la tintura arriba.

Cómo decolorar el pelo en casa paso a paso

Paso uno: Mezclá el polvo decolorante con el peróxido en un recipiente hasta obtener una textura parecida a la del yogurt. La proporción dependerá de lo que se quiera lograr. Unas mechas, por ejemplo, requieren menos decolorante.

Paso dos: Protegé tus manos con unos guantes de látex y cubrí tus hombros con una toalla para no manchar la ropa o, en su defecto, utilizá una remera vieja que estés dispuesta a sacrificar.

Paso tres: Cepillá tu pelo, desenredar es clave para facilitar luego la aplicación de la mezcla.

Paso cuatro: Con la ayuda de una brocha, aplicá la mezcla sobre el pelo, de a mechones. Primero en puntas y medios. Por último en la raíz, ya que esta zona suele decolorarse más rápido debido al calor corporal. Asegurate de cubrir todo el pelo para conseguir un resultado uniforme.

Paso cinco: Una vez embadurnado todo el pelo, podés cubrirlo con un plástico transparente para que haga efecto más rápido. Dejá actuar el tiempo indicado. Es frecuente sentir picazón o un poco de ardor, pero si las molestias son insoportables, lo mejor es enjuagar con abundante agua e intentarlo en otro momento.

Paso seis: Enjuagar con abundante agua.

Paso siete: Aplicá una mascarilla hidratante. Muchos kits caseros ya vienen con una incluida.

mujer en peluquería para retoque de raíces de pelo decolorado, como decolorar el pelo
La delicada tarea de retocar las raíces del pelo decolorado. Crédito: Shutterstock

Retoque de raíces

En caso de una decoloración de pelo total, asegurate de teñir las raíces cada dos meses, es decir, decolorar esa porción de tu color natural. Si podés medir el largo de raíz con uno o dos dedos, entonces es hora de retocar las raíces. Si el crecimiento del pelo es mayor, se corre el riesgo de que haya inconsistencias de color luego del retoque. Además, de esta forma, evitás el pelo quemado en la unión entre el pelo decolorado y lo virgen, como así también el quiebre.

Estas consideraciones sirven si querés mantener el color. Claro que también existe la posibilidad de que busques un estilo como el Nirvana Blonde o te interese experimentar con el pelo de dos colores. En ese caso, el curso de acción será otro. Lo mejor es consultar con un colorista para que el cambio de estilo no resulte en un pelo dañado.

mujer con pelo decolorado, como decolorar el pelo
Una palabra: hidratación. Crédito: Rupert Laycock

La decoloración daña las fibras inevitablemente. Por eso, es importante redoblar los esfuerzos para mantener una rutina de cuidados que ayude a restaurar el pelo. Una de las principales consecuencias es el pelo reseco, por lo que la hidratación será la meta número uno. A continuación, algunos consejos para tener en cuenta a la hora de diseñar tu rutina capilar.

Usá los productos adecuados

La única y primordial indicación es elegir un sistema de lavado diseñado especialmente para cabellos teñidos o muy dañados.

Probá: el Shampoo Regeneración Extrema de Dove y el Super Acondicionador 1 Minuto Factor de Nutrición 80 de Dove, que tienen ingredientes activos regeneradores que ayudan a reparar el daño más extremo causado por decoloraciones, coloraciones, alisados u otros procesos químicos, o por uso excesivo de herramientas de calor.

Aplicá mascarillas

Los tratamientos nutritivos, acondicionamientos profundos y aceites naturales van a ser los grandes aliados para reponer las proteínas que el pelo perdió en el proceso de decoloración. Al menos una vez por semana, incorporá una mascarilla a tu rutina de cuidado.

Probá: la Máscara 1 Minuto Factor de Nutrición 80 de Dove, un concentrado regenerador diseñado para pelo extremadamente dañado. Se aplica luego del acondicionador o super acondicionador, de medios a puntas, se deja actuar 1 minuto y luego se enjuaga con abundante agua.

Evitá las altas temperaturas

Por otra parte, evitá el uso de herramientas de calor como el secador de pelo o la planchita. El calor directo reseca y puede hacer que se quiebre y se abran las puntas. Si los vas a usar de todas formas, entonces aplicá primero un protector térmico. 

Con la misma intención, evitá el agua caliente al momento de lavar el pelo. Optá mejor por agua tibia o fría. 

Recortá regularmente

El corte químico o las puntas secas pueden ser consecuencias del proceso de decoloración del pelo. Por eso, otra buena recomendación es cortar las puntas periódicamente para ayudarlo en su crecimiento. De lo contrario, esas puntas escalan y exigen un corte más drástico luego.

Test de Pelo