Cómo desenredar el pelo sin tirones: consejos para hacerlo con delicadeza

Trucos para aplicar antes, durante y después de la ducha.

Antes de entender cómo desenredar el pelo, es necesario ir a la raíz: ¿por qué se producen los nudos? Los nudos se producen cuando hay fricción y la superficie de las cutículas del pelo se vuelven ásperas. Esto puede ser consecuencia de un pelo dañado o seco.

Otros factores como la posición de la cabeza al dormir o cómo secaste el pelo al salir de la ducha pueden explicar los pequeños nudos. Es importante aprender cómo desenredar el pelo para evitar mayores daños.

como desenredar el pelo
Dejá atrás el turbante de toalla. Crédito: Rupert Laycock

Antes y durante el lavado

A veces, simplemente arrastramos los nudos. Para detener esto, es recomendable cepillar el pelo en seco antes de lavarlo. Este hábito, además, va a ayudar a eliminar residuos que pudieron haber quedado acumulados.

Al momento de lavar el pelo, optá por enjuagar con agua tibia a fría. La temperatura del agua puede ser determinante, ya que el agua caliente reseca el pelo y lo deja más propenso al frizz. Esta fricción en la cutícula es lo que da lugar a la formación de nudos. Otra cuestión no menor: usá acondicionador. La tarea del acondicionador es recubrir la cutícula con una película protectora, de esta forma queda sellada. Además, brinda brillo y suavidad, lo que facilita la misión de desenredar el pelo. Aplicá el acondicionador de medio a puntas, la cantidad equivalente al tamaño de una pelota de golf aproximadamente.

Si los nudos se forman como consecuencia del pelo seco, tenemos un truco: dejá actuar el acondicionador durante toda la noche.

Nuestro tipSi el daño de tu pelo es extremo, recurrí mejor a un super acondicionador como el Super Acondicionador 1 Minuto Factor de Nutrición 80 de Dove. Podés usarlo a diario, luego del shampoo, en lugar del acondicionador tradicional. Este funciona como un concentrado regenerador que brinda la nutrición que el pelo dañado (por uso excesivo de herramientas de calor, tratamientos químicos como alisados y decoloraciones) necesita.

Secá con suavidad

La historia sobre cómo desenredar el pelo sigue justo después del lavado. ¡Momento crucial! ¿Cómo lo secás? Quizás uses una toalla o lo dejes secar al aire. ¿Qué tipo de toalla usás? Estos detalles lo pueden cambiar todo. Una toalla de microfibra, por ejemplo, resulta mucho más gentil para el pelo. ¿Hacés un turbante y después frotás la toalla sobre la cabeza? Mmmm, mejor no. Secá primero las puntas, ejerciendo una leve presión para retirar el exceso de agua (como en la foto).

Elegí un buen producto que ayude a desenredar

Otra clave sobre cómo desenredar el pelo está en los productos. Adoptar una crema para peinar, por ejemplo, te puede ayudar a mantener los nudos alejados. Si estabas desenredando sin la ayuda de una, te estabas perdiendo una parte.

Las cremas para peinar ayudan a dejar el pelo más suave y maleable. Al momento de desenredar, el peine se va a deslizar con mayor facilidad. Claro, sin tironeos.

Probá: la Crema para Peinar Antifrizz de TRESemmé, cuya fórmula está enriquecida con keratina y perla. Se trata de una crema con textura sérum, bien ligera, que no deja el pelo pesado. Lo mejor de todo, es que mantiene alejado al frizz por hasta 48 horas.

como desenredar el pelo con rulos
Para rulos, peine de dientes anchos. Crédito: Rupert Laycock

Usá las herramientas correctas

Resolver el misterio sobre cómo desenredar el pelo depende también de las herramientas que uses, especialmente del tipo de peine o cepillo. Primero, es importante elegir los más indicados para tu tipo de pelo. Si tenés rulos, optá por un peine de dientes anchos.

La otra regla de oro es: peinar con el pelo húmedo, cepillar con el pelo seco. El pelo mojado es más vulnerable y más propenso al quiebre. Tratemos de evitar el quiebre y la caída del pelo mientras lo desenredamos. Aunque existen cepillos diseñados especialmente para desenredar, el cepillo paleta es infalible.

Chequeá el orden

Cómo desenredar el pelo correctamente no es un misterio. Uno de los consejos primordiales es empezar desenredando las puntas. De esta forma, eliminás primero los nudos de abajo y limitás la tensión en las raíces. Luego, seguí por la mitad de la extensión hacia abajo. Y, por último, peiná o cepillá desde las raíces.

Adoptá una buena rutina de pelo

Llevar adelante una buena rutina capilar es vital para mantener el pelo sano y sin enredos. Usá a diario un sistema de lavado que le aporte suavidad y humectación a tu pelo. El pelo hidratado es mucho más sedoso, por ende, se enreda menos. Asimismo, podés adoptar un tratamiento de acondicionamiento profundo al menos una vez a la semana.

Probá: el Shampoo y Acondicionador Fuerza Vital de Dove con una fórmula ligera, logra un equilibrio perfecto entre humectación/nutrición y volumen, sin dejar el pelo pesado.

Probá lo natural

El aceite de coco tiene un sinfín de propiedades. Particularmente para el cabello, es beneficioso por su acción hidratante. Se puede usar como mascarilla así como también como un desenredante. Aplicá un poco en las puntas y vas a ver que, al pasar el peine, los nudos abrirán paso.

Siguiente