Tiempo de descanso: un detox para el pelo

Juliana | 12 julio 2018

El cabello también necesita vacaciones.

Algo muy típico de las resoluciones de principio de año es “desintoxicarse”; algunas personas dejan los azúcares, las harinas o de fumar. Tratamos de liberar a nuestro cuerpo de la mayor cantidad de toxinas posibles pero nos olvidamos de una parte importante: el detox para el pelo.  

En nuestro cabello podemos encontrar varias cosas que necesiten limpiarse, como acumulación de producto o células  muertas que son cambiadas por otras nuevas. Por eso necesitamos una detox para el pelo que consta de tres pasos: exfoliar, limpiar y humectar.



Tiempo de descanso: un detox para el pelo



Crédito: Indigtal

La exfoliación

Este paso sirve para soltar todo lo “extra” que puede estar acumulado en el cuero cabelludo, al igual que hacemos con la piel. Para eso vamos a usar un cepillo con cerdas no muy duras y vamos a cepillar en forma circular desde abajo hacia arriba. Además, esto aumenta  el flujo sanguíneo del cuero cabelludo, lo que ayuda al crecimiento del pelo.

La limpieza

Como paso opcional del proceso de detox para el pelo podemos primero aplicar una infusión de menta y aceite de oliva, que refrescará el cuero cabelludo y eliminará todo eso que levantamos con el cepillo.  La menta da una sensación refrescante y un ligero cosquilleo que se siente muy bien mientras que el aceite de oliva va a nutrir e hidratar.  Para limpiar la mezcla aplicada vamos a usar el Shampoo Pureza Detox de Sedal que purifica tu pelo manteniéndolo limpio, fresco y devolviéndole el brillo perdido.

Sedal Shampoo Pureza Detox

Para terminar este paso, usar –de la misma línea– el Acondicionador Pureza Detox de Sedal y enjuagar bien asegurándo que no queden restos.

La humectación 

El último paso del detox para el pelo es la humectación. Para eso vamos a usar un acondicionador profundo que, a diferencia del que usamos luego del shampoo, se deja más tiempo antes de quitarlo. La Máscara de Tratamiento Detox Capilar de TRESemmé con jengibre y té verde ayuda a nutrir y purificar el pelo para dejarlo suave, manejable y brilloso. Lo vas a aplicar en toda la cabeza por veinte minutos y luego  para lavarlo; recomendamos usar agua fría  para cerrar la cutícula y que funcione mejor el producto.

Recordá que el break también implica abandonar por unos días las herramientas con calor y los productos de styling. Con estos simples pasos tu melena va a volver a cero y tomar el descanso que tanto merece.