Aceite de almendras para el pelo: otro ingrediente natural de tu lado

A favor de un pelo nutrido y con brillo.

El aceite que se obtiene del fruto seco del almendro, luego de prensado en frío, es un elixir con múltiples usos cosméticos tanto para la cara, como para la piel del cuerpo y el cabello. El uso del aceite de almendras para el pelo se traduce en un pelo con más brillo, más suave y, lo más importante, más nutrido.

En esta nota, te contamos cuáles son los beneficios del aceite de almendras para el pelo, cómo hacer una mascarilla casera y qué otros productos que contengan este óleo podés usar en casa.

aceite de almendras para el pelo
Aceite de almendras en estado puro. Crédito: Shutterstock

Debido a los ácidos grasos como el omega-3 que tiene el aceite de almendras y a sus vitaminas A, B y E, y el magnesio, esta especie originaria de Medio Oriente actúa sobre el pelo proporcionándole un shot de nutrición. Es decir, el aceite de almendras es un gran aliado para combatir el pelo seco. Y no solo eso, también ayuda a recuperar el brillo y deja el pelo más sedoso.

El cuero cabelludo seco es la condición perfecta para que se desarrolle la caspa. Por eso, el aceite de almendras puede ayudar a hidratarlo y así evitar, o mitigar, la caspa.

Si el pelo está fuerte y sano (¡y nutrido!) desde la raíz, vas a crecer mejor.

aceite de almendras para el pelo
Textura más suave. Crédito: Indigitalimages.com

La forma de aplicar el aceite de almendras para el pelo dependerá del uso que le quieras dar. Si lo que querés es nutrir, potenciar el brillo y dejar el pelo más suave, lo mejor va a ser que apliques unas gotas de medio a puntas, luego del lavado. Vas a notar también que te ayuda a controlar el frizz.

Nuestro tip: No dejes que el frizz arruine todos tus peinados. Podés tenerlo bajo control, usando unas gotas de óleo o una crema como la Crema para Peinar Antifrizz de TRESemmé, que tiene una textura sérum superligera.

Si, en cambio, necesitás darle nutrición al cuero cabelludo, lo más conveniente es que hagas unas mascarilla. ¿Cómo? Muy simple. Usá 3 cucharadas de aceite de almendras, aplicá en el cuero cabelludo y hacé pequeños masajes circulares para que penetre mejor. Dejá actuar unos 15 minutos y luego lavá el pelo como lo hacés habitualmente.

Entendemos que no siempre contamos con el tiempo de usar el aceite de almendras para el pelo de esta forma. Por eso, seleccionamos algunos productos cuyas fórmulas contienen este preciado ingrediente natural.

1

Sedal Shampoo Crema Balance

Para uso diario, recomendamos el dúo de Shampoo y Acondicionador Crema Balance de Sedal, que cuenta con una fórmula avanzada con óleos ultralivianos de argán y almendras. Este combo penetra profundamente y crea protección en el pelo, dejándolo suave e hidratado desde el primer uso. Además, brinda hidratación y nutrición al pelo dañado.

Siguiente