Todo lo que debes saber sobre el efectivo alisado progresivo

De chocolate, con keratina o botox, el alisado progresivo tiene múltiples variantes. ¡Te contamos todo lo que debes saber al respecto!

Para quienes buscan una melena mucho más controlada, definida y radiante, el alisado progresivo es el aliado estrella para lograr una apariencia impecable. Y es que, ante la falta de tiempo y en aras de la practicidad, este método es la mejor solución para mantener el cabello perfecto en todo momento.

Pero su notable popularidad no es casualidad, pues de trata de un tratamiento que mejora la condición y apariencia del cabello, sin alterar dramáticamente su estructura innata, siendo favorecedor para todo tipo de melenas.

¿Todavía no estás convencida de adoptarlo? Sigue leyendo, ¡te daremos las razones para hacerlo!

Mujer con cabello largo ondulado
Un tratamiento de alisado progresivo es apto para todo tipo de cabello, pues te permite conservar y definir su textura innata. Crédito: Cornel Cristian Petrus/Shutterstock.

¿Qué es el alisado progresivo?

Se trata de un tratamiento temporal de larga duración que penetra, recubre y sella la fibra capilar, alisando la cutícula y reduciendo la porosidad. El resultado es una cabellera suave, brillante, manejable y sin frizz.

Por otro lado, dependiendo de su composición, técnica y constancia de aplicación, el alisado progresivo logra modificar ligeramente las hebras, relajando su estructura. Para las melenas lisas o con ondas suaves, se refleja en una textura un tanto más lacia, mientras que para las cabelleras crespas y chinas, se hace notar en rizos más sueltos pero definidos.

¿Qué tipo de alisados progresivos existen?

Si bien uno de los métodos más populares para realizar el alisado progresivo es aplicando una base de keratina hidrolizada, existen otras formas de lograrlo. Algunas de las más populares son el alisado de chocolate, con keratina y el botox capilar. ¡Todos igual de efectivos!

¿Cómo se hace un alisado progresivo?

Pese a que el proceso varia dependiendo del tipo de alisado que hayas elegido, todos tienen tres comunes denominadores: primero, tu estilista empezará lavando tu melena con productos nutritivos y fortalecedores. Después, aplicará la fórmula alisadora sobre toda tu melena y la dejará actuar durante algunos minutos hasta que penetre la fibra capilar. Finalmente, retirará la mezcla y secará tu cabello, sellando el acabado con una plancha.

¿Cuánto tiempo dura el alisado progresivo?

Aunque la duración habitual del alisado progresivo es entre tres y seis meses, debes considerar que —al igual que su acabado— dependerá de tu tipo de cabello, los cuidados que le des a diario y, desde luego, de la continuidad que le des al tratamiento.

De hecho, está comprobado que su efecto se intensifica y prolonga tras cada sesión de aplicación, debido a los componentes activos que se van depositando y acumulando en el cabello.

Siguiente

Mujer con cabello lacio negro
La clave para cuidar y mantener un alisado progresivo perfecto, está en tu rutina de cuidado diaria. Crédito: Stephen Lovekin/Shutterstock

No laves ni recojas tu pelo inmediatamente

Lo ideal es esperar entre 24 y 48 horas antes de dar el primer lavado, evitando recoger el cabello o estrujarlo demasiado. Así permitirás que el tratamiento selle perfectamente en la hebra capilar, sin maltratarla o quebrarla, además de prolongar el efecto.

Invierte en productos para cabello tratado

Pese a que la composición de los tratamientos de alisado progresivo cada vez son más nutritivos, naturales y menos perjudiciales, estos todavía tienden a abrir la cutícula capilar para depositar cada activo. Un proceso que, aunque termina sellando nuevamente el cabello, puede llegar a debilitarlo.

Lo mejor es invertir en productos especializados en melenas tratadas químicamente como el shampoo y acondicionador TRESemmé Reparación y Protección 7 en 1. Su mezcla de biotina, aloe vera y extracto de almendra, restaura la hebra capilar desde adentro y la sella, protegiéndola del daño y prolongando el efecto del alisado.

Seca y cepilla adecuadamente

El trato que le das a tu cabello importa, ¡y mucho! Tanto la forma en la que lo manipulas como las herramientas que empleas, son clave para mantener un alisado perfecto.

Te recomendamos darle una pausa a las herramientas térmicas en medida de lo posible, secando y estilizando tu cabello al natural y con la ayuda de fórmulas hidratantes. La crema para peinar Sedal Revitalización y Fuerza es una excelente aliada gracias a su fórmula con cacao y karité.

Por otro lado, procura utilizar un cepillo de cerdas naturales o un peine de cerdas anchas. Te ayudará evitar los jalones y la creación de nudos, además de prevenir el quiebre y la estática.

Espacia los lavados

Dale una pausa al lavado diario, dejando descansar tu cabello por lo menos tres veces a la semana. Entre lavados puedes aplicar un poco de shampoo y acondicionador en seco, para no prescindir del aseo e hidratación constantes.

Hidrata a profundidad

Conserva la apariencia saludable de tu cabello, manteniéndolo bien hidratado. Una gran alternativa es el tratamiento capilar Nexxus Humectress. Su fórmula con glicerina rescata al cabello dañado por el uso de químicos y herramientas térmicas, reteniendo la humedad dentro de las hebras.

Despunta con frecuencia

Por lo menos una vez una vez al mes, visita a tu estilista para despuntar las secciones maltratadas y así prevenir las puntas abiertas, resecas y opacas.