Guía para abrir el chakra de la corona a través del cabello

Quizá nunca lo imaginaste, pero a través del cabello también puedes desbloquear el chakra de la corona, cortándolo y siguiendo además una serie de actividades dentro y fuera de casa. ¡Toma nota!

Una de las cosas definitivas en la vida es que puedes tener cerca de ti al mejor terapeuta, experto o consejero, pero cuando se trata de sanar espiritualmente, nadie será de ayuda si no empiezas desde adentro y partes del principio universal de que todo debe ser por ti y para ti. Antes de dar el primer paso en el camino de abrir el chakra de la corona a través del cabello, debes saber que nadie puede curarte más que tú, además de que existen dos palabras clave que queremos tengas presentes en todo momento, como tu objetivo: liberar y recibir. Es decir, liberar y soltar todo lo negativo para sanar y dejar espacio para recibir todo lo nuevo que quieras hacer parte de ti.

Y ahora sí, ¡comienza la magia! Te dejamos los mitos, realidades y todo lo que debes saber en relación al cabello y el séptimo chakra.

Características del chakra corona o cómo equilibrar el séptimo chakra sahasrara
El chakra de la corona, también conocido como ‘sahasrara’, se identifica por su ubicación en la parte superior de la cabeza y su color violeta, además de su símbolo: el loto de los mil pétalos. Crédito: All Things Hair.

En el idioma sánscrito, el lenguaje milenario del yoga, chakra quiere decir “rueda de la energía” o “rueda de la luz”. Esta palabra hace referencia al mapa energético que define el estado de la mente, y, por ende, el estado del cuerpo. Se trata de centros de energía que se identifican adentro de todo ser humano, como un circuito o flujo que atraviesa desde el coxis hasta la coronilla; enlazando todas las partes y regulando la conexión entre el cuerpo, la tierra y el universo.

El chakra corona, también conocido por su sánscrito sahasrara y ubicado en el séptimo lugar (de abajo hacia arriba) en el cuerpo, se encuentra en un plano trascendente.

Características del chakra corona

  • Se ubica en la parte superior y central de cabeza que todos conocemos como mollera.
  • El símbolo con el que se representa es un loto de mil pétalos, que describe de forma gráfica la palabra sánscrita sahasrara.
  • Su color es el violeta o el blanco, o bien, se puede representar también con la combinación de ambos y el dorado como tercer color.
  • Con respecto a su mantra, este es el tan famoso Om.
  • La conciencia rige en su plano espiritual.
  • Su elemento es el pensamiento, pues se trata del alma y las funciones más elevadas de la mente.
  • Los órganos relacionados son el sistema nervioso y la glándula pineal.
Cristal claro curativo para abrir el chakra de la corona
La función del chakra corona es meramente espiritual, conectando el cuerpo con la mente y un ser superior. Crédito: estherverdu/Unsplash.

Ya que el sahasrara es el único chakra que ve hacia el cielo, se cree que su energía se dispara hacia arriba y sale del cuerpo hacia el universo, siendo su función meramente espiritual, para conectar con nosotros mismos, nuestra misión en la vida y un ser superior, que puede ser tu propia energía; o bien, ángeles, dioses o en lo que sea que te de paz y fuerza. Incluso, se dice que el séptimo chakra es el nivel más profundo del alma. De hecho, es el que se utiliza para regresar el espíritu al cuerpo físico en los viajes astrales.

Hay quienes prefieren usar la palabra “desalineado” o “desequilibrado” para definir el estado “bloqueado” de un chakra. Esto puede pasar debido a circunstancias de mucho estrés, que puede ser tanto físico como mental; una mala alimentación y hasta una mala postura.

Son dos tipos de señales las que indican si tu chakra sahasrara está cerrado o bloqueado. La primera son las sensaciones físicas, como el desequilibrio, el bajo rendimiento o la mala coordinación. Algunas personas incluso presentan insomnio y migraña. En el caso de la segunda, se puede experimentar diferentes sentimientos y emociones como falta de concentración y conexión con el mundo, confusión y poca capacidad para razonar.

Ya que el séptimo chakra está vinculado con el cerebro y el sistema nervioso, es vital que esté equilibrado para que todo el cuerpo funcione de manera correcta y podamos sentirnos felices, libres, relajados y conectados con nosotros mismos. Una de las opciones (aunque muy poco popular) para equilibrarlo, es a través del cabello.

Mujer dándose masaje en el cuero cabelludo para equilibrar el séptimo chakra a través del cabello
Dar masajes en el cuero cabelludo, justo a la altura de la coronilla, es un gran ejercicio para despertar el chakra corona. Crédito: koolshooters/Pexels.

Culturalmente, aún resulta difícil creer en la existencia de un “circuito” invisible que atraviesa todo el cuerpo. Para muchos, este tema no es más que un mito y mero efecto placebo. Y sí, la realidad es que un corte de cabello no va a hacer que te sientas mejor de la noche a la mañana ni que, por arte de magia, alcances un estado espiritual profundo. Pero claro, todo cambia cuando decides elegir un camino para estar mejor. En este caso, todo se observa desde el plano psicológico y espiritual. Simplemente se trata de un proceso que, como individuos, podemos elegir para conectar con nosotros mismos, lo que nos rodea y más allá. 

1. Visita al estilista

Lejos de la necesidad estética, las visitas al estilista resultan liberadoras para muchas personas alrededor del mundo. Ese tiempo sobre la silla, frente al espejo y bajo el sonido de las tijeras, se convierte en un espacio que nos regalamos fuera del mundo exterior.

Como bien menciona la psicoterapeuta corporal Kivinen, “es una relación importante ir con tu estilista o peluquero. Uno se entrega, literalmente, en sus manos (y si no confías o no te sientes cómodo, no es una experiencia agradable)”. En muchas ocasiones, hasta terminamos convirtiendo al peluquero en nuestro confidente. ¿Cuántas veces no has escuchado buenos consejos mientras transforman tu melena? O no necesariamente tiene que haber una conversación profunda, quizá simplemente las horas en silencio te dan la oportunidad de analizar detenidamente cualquier situación en tu mente. Y es que, si lo piensas, todo puede funcionar como una meditación: los ruidos del agua corriendo, los masajes en el cuero cabelludo, los olores de los productos capilares y un montón de cabello cayendo sobre ti.

Cada minuto sobre la silla y con las manos sobre tu cabeza, crean momentos especiales que, sin darte cuenta, pueden equilibrar el chakra sahasrara.

2. Aplica shampoo con movimientos circulares

Mujer en el salón de belleza abriendo el chakra corona
Haz parte de tu rutina las visitas al estilista, así te sentirás mejor. Aplicar el shampoo en movimientos circulares también es una buena práctica. Crédito: cottonbro/Pexels.

Tal como nos lo contó Anu, en algunos tratamientos o tradiciones terapéuticas (como la biodinámica), la sesión empieza con un “shampoo” en seco. Al masajear el cuero cabelludo, se crea un estado de conexión y confianza entre el paciente y el psicoterapeuta corporal, además de una conexión con el sistema de fascias en el cuerpo.

“Digamos que se echa a andar el líquido guardado/estancado en los tejidos subcutáneos. Esto causa de inmediato una reacción en el intestino que se puede escuchar como ruidos peristálticos”, comenta Kivinen. “El intestino es un cerebro importante que se encarga de la digestión emocional y afectiva. Esto mismo sucede cuando vamos al salón para un corte de cabello y nos hacen el shampoo de verdad”.

Un poco de contexto: La psicoterapia corporal biodinámica sostiene que el aparato digestivo y los intestinos cumplen la función de digerir las emociones y los remanentes hormonales que provocan las enfermedades físicas y mentales derivadas del estrés nervioso. Para liberarlo, es necesario “masajear” puntos específicos del cuerpo, siendo uno de ellos la cabeza, donde se encuentra el chakra corona. Si este funciona bien, todos los demás también.

3. Convierte los lavados en un espacio personal

Mujer lavándose en cabello para desbloquear el chakra sahasrara
Convierte la regadera en un espacio para ti, meditando mientras lavas tu cabello. Crédito: Shutterstock.

En casa también puedes convertir los lavados en un espacio espiritual. Antes de bañarte, ponte un objetivo, por ejemplo: si tuviste un mal día en el trabajo, ponle a tu baño la intención de dejar ir el problema que tuviste, perdonarte si te equivocaste y dejar de pensar en todo lo que te estresa en el momento. Saldrás de la regadera con un peso menos.

Además, prende velas aromáticas (de limón o sándalo funcionan mejor en este caso), apaga las luces y pon tu música favorita. Después, acomódate bajo el agua y escúchala caer sobre tu cabeza, pelo y cuerpo. Ya que estés concentrada y hayas bloqueado el ruido exterior, aplica el shampoo con un masaje en todo el cuero cabelludo, con movimientos circulares. Solo concéntrate en el sonido del agua, de los productos deshaciéndose con las gotas y del olor que despiden.

Editor’s tip: Consigue un sistema de lavado que te ayude a desintoxicar el cabello y lo proteja. Uno de nuestros productos favoritos es el shampoo TRESemmé Detox Hidratación, desarrollado con aguacate y macadamia para purificar, equilibrar la hidratación y reponer el brillo del cabello.

4. Corta el cabello para dejar ir y cerrar ciclos

Mujer cortándose el pelo para cerrar ciclos y sanar el séptimo chakra
¿Sabías que los cortes de pelo son curativos? Este proceso puede ayudarte a equilibrar los chakras. Crédito: cottonbro/Pexels.

Se cree que el cabello lleva una carga emocional y que cada problema, situación de estrés y mala experiencia se quedan guardadas en las hebras capilares. Por ello, muchas veces hemos sentido la necesidad de cortarnos el pelo para cerrar ciclos, plantearnos el inicio de una nueva etapa o simplemente renovarnos, sacar un “nuevo yo”. “Estoy de acuerdo con todo lo que tiene que ver con la carga emocional en el y del cabello, con el hecho de que guarda historia/memoria, y, obviamente, con la función superterapéutica de un corte de pelo”, comenta la psicoterapeuta corporal Anu Kivinen.

Velo así: cortar el cabello es dejar ir cada mal recuerdo o incluso buenas experiencias. Tú decides si te rapas o mantienes una longitud hasta los hombros, pero el punto es que nadie quiere vivir en el pasado, y cambiar de look representa la entrada a un nuevo capítulo de nuestra vida. Se deja ir lo vivido y empieza a escribirse una nueva historia, acompañada de una imagen agradable.

5. Masajea el cuero cabelludo con aceites esenciales

“Los chakras resuenan con diferentes piedras, cuarzos, cristales, colores, sonidos y aceites esenciales. Uno muy especial para el sahasrara es el aceite esencial de incienso. Lo desbloquea y lo equilibra”, complementa Anu. Para hacer un masaje en el cuero cabelludo, puedes poner tres o cuatro gotas de este aceite natural en las palmas de tus manos, complementando con dos más de aceite de coco. La experiencia es aún mejor si cuentas con un difusor en casa, al que puedes ponerle una o dos gotas de limón, manzanilla o romero.

Esos ingredientes naturales también los puedes encontrar en diferentes productos capilares. Por ejemplo, uno de nuestros favoritos es el shampoo Sedal Crecimiento Antiestrés, con biotina y extracto de romero. Además de su olor agradable, deja una sensación fresca y relajante.

Completa el proceso con la crema para peinar Sedal Crecimiento Antiestrés, formulada con los mismos ingredientes.

6. Jala el cabello hacia arriba en postura savasana

Mujer en postura de yoga savasana para desbloquear el chakra corona
En postura ‘savasana’, haz una meditación y después tira muy suave del cabello. Crédito: elinafairytale/Pexels.

“Otra cosa que se usa en biodinámica es dar pequeños jalones de cabello para activar la psicoperistalsis (el medio por el que se reconecta orgánicamente la interrupción del flujo de energía vital en el cuerpo y la mente)”, nos compartió Anu Kivinen. “Es buenísimo para el sistema nervioso. Es equilibrante, igual que todo lo demás mencionado, para el chakra de la corona”.

Cómo lograrlo: Ponte en postura de yoga savasana, es decir, recostada boca arriba con las manos y los pies ligeramente separados (como si fueras a hacer un ángel sobre nieve). Apunta las palmas de las manos y la nariz hacia el cielo. El objetivo es liberar la mente, relajarte y aliviar el estrés físico y mental.

Mujer en postura de yoga savasana con tratamiento para abrir el chakra corona
Una de las mejores prácticas para liberar estrés es dando pequeños jalones de cabello. Crédito: karolinagrabowska/Pexels.

Una vez que hayas estado en esta posición por 10 minutos, puedes pedirle a alguien de confianza que te dé pequeños jalones de cabello, hacia afuera de la cabeza, o bien, puedes realizar este ejercicio sola. Sentirás una sensación de alivio y relajación.

7. Medita con cristales para armonizar la energía

Cristales y piedras para alinear el chakra de la corona a través del cabello
Meditar con cristales es una de las maneras para armonizar energía y despertar el séptimo chakra. Crédito: estherverdu/Unsplash.

El uso de cristales para sanar no está científicamente probado, pero eso no quiere decir que no pueda funcionar para hacerte sentir mejor. Si se cree que estos tienen propiedades curativas, nada pierdes con utilizarlos. En este ejercicio puedes utilizar amatista, para la conciencia espiritual, alivio del estrés, paz interior y curación; o bien, cuarzo claro, que funciona como sanador, ayuda a concentrarse y a tener claridad.

Cómo utilizarlos: Acomoda tu cuerpo en la misma postura de yoga (savasana) que utilizas para dar jalones de cabello, es decir, acostada, boca arriba y con las piernas y brazos separados, con palmas y rostro mirando hacia arriba. Direcciona tu cabello hacia atrás, como si las puntas marcaran el inicio de una línea recta hasta el coxis. Coloca el cristal cerca de la coronilla, respira profundamente e imagínate durante la meditación con una luz blanca que sale desde tu cabeza. Repite el mantra “Om” tanto como consideres necesario.

Más que abrir el séptimo chakra, el proceso se centra en equilibrarlo para que todos los demás también lo estén, creando una sensación de paz, de conexión con el mundo y tu ser superior, de relajación y tranquilidad. Puedes llegar a sentir mucha empatía e intuición, además de sentirte con facilidad para tomar decisiones.

Cuando el sahasrara está muy abierto, la persona puede experimentar un sentido de superioridad sobre los demás y una necesidad de tener siempre la razón. Puede llegar incluso a estar desconectado de las emociones y tener dificultades para establecer relaciones cercanas.

Artículo anterior
Artículo siguiente
Decoration image
Decoration image