El tratamiento con Maizena para el cabello es tu mejor aliado contra el daño

Si te preocupa el deterioro capilar, un tratamiento con Maizena® para el cabello se convertirá en tu mejor aliado. ¡Descubre sus beneficios y despídete del pelo seco y opaco!

Los ingredientes que encontramos en la cocina pueden ser grandes aliados en materia de cuidado capilar. Entre nuestros últimos hallazgos, descubrimos uno increíble: el tratamiento con Maizena para el cabello, de los preferidos contra las melenas dañadas y rebeldes.

La efectividad de esta harina fina —también conocida como maicena, por su nombre genérico, o fécula de maíz— se debe a su alta concentración de fibras, minerales y antioxidantes, que la convierten en una bomba de nutrición capilar.

Son muchos los beneficios de la maicena, desde darle brillo y suavidad al cabello, hasta definir su textura natural. ¿No nos crees? ¡Anímate a ponerlos a prueba!

Mujer rubia con cabello rizado definido
El tratamiento de Maizena no solo repara las fibras dañadas, también define la textura natural del cabello. Crédito: All Things Hair.

La harina de maíz es conocida por sus usos en la cocina, pero desde hace años, también se utiliza para tratar cuestiones de belleza y salud. Esto es debido a que contiene minerales como fósforo, hierro, calcio, zinc, potasio y magnesio, fibras, antioxidantes, vitamina A, C, E y varias del grupo B.

Esta combinación convierte a este producto en un remedio para controlar el encrespamiento, aportar brillo, vitalidad y suavidad a tu melena y hacer que crezca fuerte y saludable, facilitando el peinado.

Maizena para el cabello graso

Gracias a sus propiedades absorbentes, elimina el exceso de grasa del cuero cabelludo, funcionando como un efectivo shampoo en seco natural. Espolvorea el producto sobre las raíces, déjalo actuar unos minutos y cepilla hasta que desaparezca. ¡Notarás una rotunda diferencia!

Mascarilla de Maizena para el cabello seco

El tratamiento con Maizena colabora a mantener intacta la hidratación capilar. Eso sí, puesto que no penetra profundamente las hebras capilares, se limita a sellar y prolongar la hidratación que proveen otros aliados.

Editor’s tip: Complementa sus beneficios con el superacondicionador Sedal Hidratación Máxima 1 Minuto, que nutre e hidrata profundamente los mechones, dejándolos suaves y flexibles.

Cómo alaciar el cabello con Maizena

Pese a la creencia popular, la fécula de maíz no alisa el pelo, sino que disminuye la aspereza y el encrespamiento, por lo que peinarlo con la plancha o secadora será más sencillo.

Maizena para el pelo con frizz

El tratamiento con Maizena cierra, alisa, sella y protege la cutícula capilar, controlando el encrespamiento y previniendo la orzuela.

Maizena para el cabello rizado

Debido a su propiedades acondicionadoras, aporta brillo, suavidad y flexibilidad.

Maizena para el cabello maltratado

Como hemos mencionado anteriormente, es ideal para controlar el encrespamiento y ayuda a desenredar el cabello de forma mucho más fácil.

Exfoliante para cuero cabelludo

La Maizena también puede ser usada como exfoliante: ayuda a eliminar le piel muerta y mejorar la circulación sanguínea del cuero cabelludo.

Maizena para el cabello en un tazón
Rica en vitaminas y minerales, la harina fina de maíz es también una aliada para la belleza capilar. Crédito: Shutterstock.

Tenemos dos recetas perfectas para probar el tratamiento con Maizena. ¡Intenta hacer ambas y continúa usando la que más te guste!

En cualquier caso, aplica de raíces a puntas, cubriendo perfectamente cada mechón. Recoge tu melena con una pinza y permite que la mezcla actúe durante 30 a 45 minutos.

Para enjuagar, lava y acondiciona con el shampoo y la crema hidratante diaria Dove Nutrición Antifrizz, formulados para el pelo seco, inmanejable y encrespado. Nutren profundamente las hebras desde la primera lavada, otorgándoles mayor docilidad, suavidad y control del frizz.

Mascarilla de Maizena para cabello

Necesitas:

  • Dos o tres cucharadas grandes de Maizena.
  • Una taza de agua.
  • Una cucharada de miel de abeja.
  • Dos cucharadas de tu acondicionador favorito.

Paso uno: Combina perfectamente la Maizena con el agua, evitando que se formen pequeños grumos.

Paso dos: Vierte la mezcla en una olla pequeña. Calienta a fuego lento y revuelve hasta que espese.

Paso tres: Retira del fuego y, una vez que esté fría, añade la miel y el acondicionador. Mezcla hasta incorporar todos los ingredientes.

Mascarilla de Maizena con huevo

Necesitas:

  • Dos o tres cucharadas grandes de Maizena.
  • Dos cucharadas de aceite de coco.
  • Una cucharadita de tu acondicionador favorito.
  • Un huevo.
  • Una taza de agua.

Paso uno: Calienta el agua en una olla y agrega la maicena y el aceite de coco. Una vez integrados los elementos, agrega el acondicionador.

Paso dos: Vierte la mezcla en un tazón y deja que enfríe. Una vez que esté a temperatura ambiente, agrega el huevo y mezcla bien.

Mujer rubia con rizos masajeando su cabeza
La constancia es clave para que la mascarilla de Maizena repare eficazmente el cabello dañado. Crédito: All Things Hair.

¿Qué opinas del tratamiento con Maizena? ¿Lo has preparado? ¿Conoces otros tratamientos caseros que deberíamos probar? Únete a la conversación en Instagram (@allthingshairmex), donde encontrarás una comunidad de devotas del cuidado capilar, ¡como tú!

Siguiente

Mantente inspirado

Suscríbete al boletín y obtén exclusivos trucos y consejos para tu cabello.