¿Cómo reparar el cabello chicloso por decoloración?

Cuando tu cabello se vuelve chicloso por decoloración, se dice que "se quemó" y es porque su estructura cambia por completo.

¡Amamos los cambios de look! Pero sabemos que con cada proceso químico, nuestro pelo se va maltratando un poco más y, si no tenemos cuidado, nuestra peor pesadilla podría hacerse realidad y acabaríamos con el cabello chicloso por decoloración.

Si no sabes a lo que nos referimos, imagina que tienes una goma de mascar que puedes estirar y estirar y aún así no se rompe. ¡Así luce el cabello chicloso! Te explicamos los síntomas, causas y cómo repararlo si es tu caso.

En el proceso de decoloración, la cutícula del cabello se abre para permitir que los químicos entren y extraigan el color oscuro. Cuando nos excedemos en la frecuencia o la intensidad de la decoloración —queremos pasar de un nivel a otro demasiado pronto— o cuando el cabello ya está dañado previo a la decoloración, su estructura puede cambiar, adquiriendo esa textura chiclosa.

¿Cómo saber si el cabello está chicloso?

Es fácil reconocerlo. Cuando esté mojado, estíralo lo más que puedas y suéltalo. Si se estira más de lo normal y al soltarlo se encoje como resorte, ¡está chicloso!

Mujer rubia con cabello corto y chicloso por la decoloración
La buena noticia es que el cabello chicloso por decoloración se puede reparar. Crédito: All Things Hair.

Por lo menos durante un par de meses, asegúrate de seguir estos consejos al pie de la letra. ¡Verás cómo mejora la salud de tu melena!

Evita las herramientas de calor

De ser posible, déjalas por completo. Recuerda que es solamente mientras tu cabello se repara (aunque si te quedas con el hábito, mucho mejor). Si es necesario que las uses, elige la temperatura más baja posible y no las uses por mucho tiempo.

Evita la exposición al sol

Un poco de sol no hace mal a nadie, pero pasar tiempos prolongados exponiéndote directamente a la luz solar, no es bueno para tu pelo, y menos los rayos UV son más intensos.

Cuidado con la alberca y el agua salada

Cuando el cabello está maltratado y las cutículas se encuentran abiertas, lo que menos debes hacer es seguir exponiéndolo a sustancias que dañinas para él. ¡No le echemos limón a la herida!

Evita las decoloraciones

Así como con la alberca, no expongas de nuevo a tu cabello a procesos químicos fuertes, pues solo conseguirás que los mechones dañados se caigan y que el cabello que se veía un poco más sano se torne chicloso.

Tratamiento para cabello decolorado y chicloso

Usar productos que logren una reconstrucción de la fibra capilar maltratada. Como resultado, se cerrará la cutícula capilar —esas pequeñas escamas que se abrieron con la decoloración— y cabello será menos poroso, estará más brillante y tendrá menos frizz.

Prueba el shampoo, el acondicionador y la crema para peinar Sedal Restauración Instantánea, que ayudan a eliminar el daño capilar desde su primer uso.

Editor’s tip: No olvides que necesitas crear un sistema completo y ayudarte también de tratamientos y productos que hidraten tu cabello.

Mujer con cabello corto y rubio con aspecto chicloso por decoloración
Es importante cambiar tu rutina para nutrir y humectar al máximo tu cabello, además de darle espacio a las citas en el salón para tratar el cabello chicloso por decoloración. Crédito: All Things Hair.

Hay algunos remedios caseros que te pueden ayudar a contrarrestar los estragos de la decoloración. Busca mascarillas que hidraten y nutran tu cabello, ¡serán tus mejores aliadas en este camino!

Mayonesa + aceite de oliva + huevo

Las grasas y vitaminas naturales de estos ingredientes ayudarán a reparar tu melena. Aplica la mezcla y déjala actuar por 20 minutos. Repite, por lo menos, dos veces a la semana.

Huevo + aguacate + miel

Con estos ingredientes conseguirás nutrición, hidratación y control de frizz. Déjalos actuar en tu pelo alrededor de 30 minutos antes de lavar tu cabellera. Aplica semanalmente.

Plátano + aceite de coco + leche de coco + miel

El común denominador de estos ingredientes es la hidratación máxima. El potasio del plátano, junto con las vitaminas y minerales del coco y de la miel, darán a tu pelo fuerza, suavidad y brillo. Deja que la mascarilla se asiente por 25 minutos y enjuaga. Aplícala semanalmente.

Editor’s tip: Para potenciar los efectos de esta mascarilla, usa el shampoo y acondicionador Savilé Leche de Coco. Te ayudarán a reparar el daño y darle fuerza, suavidad y brillo al cabello.

Por último, considera que reparar el cabello lleva tiempo y requiere de muchísima paciencia. Quizás te cueste ver cambios al principio, pero te prometemos que, si incorporas estos nuevos hábitos y productos a tu rutina, los notarás poco a poco ¡y agradecerás no haber corrido a raparte!

Artículo anterior
Artículo siguiente

Mantente inspirado

Suscríbete al boletín y obtén exclusivos trucos y consejos para tu cabello.