Trenzas con lana: un paso a paso bien fácil para un peinado divertido

Dale una pincelada de color a tu próximo peinado.
trenzas-con-lana-ppal-782x439.jpg
Tiempo
Nivel de dificultad

Una idea fácil para agregar color a tu look: ¡lana de colores! Sí, vale como accesorio. Jugá con las combinaciones de tonos y lográ un estilo original y divertido. Seguí el paso a paso de estas trenzas con lana y aprendé a hacerlas vos misma.

Los historiadores dicen que la costumbre de incorporar materiales como la lana a las trenzas se remonta a 3000 años atrás. Las mujeres africanas fueron las pioneras y, luego, con la inmigración, esas costumbres se trasladaron a todo el mundo.

1

Disponé

Para hacer estas trenzas con lana vamos a necesitar… ¡lana! Elegí hebras de los colores que más te gusten; si contrastan con el color de tu pelo, mejor. Cortá varias hebras. Sé generosa con el largo. 

Ahora, podés aplicar un poco de Crema para Peinar Antifrizz de TRESemmé sobre el pelo limpio, da igual si está húmedo o seco. Esto te va a ayudar a tener el pelo más manejable, sedoso y bajo control. Cepillá para desenredar, ¡la base es todo! Ya con el pelo seco, seccioná un mechón de un lado. Pasá las hebras por debajo y anudá.

2

Dividí

Ya con la lana anudada, dividí el mechón en tres, repartiendo las hebras de forma pareja. Empezá a tejer una trenza tradicional. 

3

Trenzá

Continuá de esta forma en toda la extensión. Cuando llegues a la punta, sujetá con un elástico. Si es con uno pequeño de siliconas, mejor. Tiene mejor agarre y es invisible, lo que permite mantener el foco en las trenzas con lana. 

4

Repetí

¡Una lista! Para potenciar el efecto, repetí el mismo proceso de un lado y el otro. Decidí cuántas trenzas con lana querés y seccioná los mechones en base a eso. Para que quede un look más equilibrado, tratá de hacer la misma cantidad de trenzas de un lado y del otro. Otro tip: seccioná mechones del mismo grosor.

5

Recortá

Para que tus trenzas con lana queden bien prolijas, recortá la lana sobrante para empatar su extensión con la de tu pelo. Repetí este proceso en cada una de las trenzas que hayas creado. ¡Hacelo con cuidado para evitar un corte de pelo indeseado!

6

¡Listo!

¡Taraaaan! Trenzas con lana terminadas. Como te habrás dado cuenta, es un estilo muy fácil de lograr y con un resultado mágico. ¿Las vas a probar?

pelo largo rubio trenza espiga color tintura maquillaje extensiones sombrero accesorio trenza con lana
Cola de pez colorida. Crédito: Indigitalimages.com

Espiga

Esta trenza espiga parece complicada de hacer pero es hasta más fácil que la trenza común de tres mechones. ¿Cómo se hace? Primero, hay que dividir el pelo en dos. Luego, se toma un pequeño mechón externo de un lado y se cruza. Se repite el mismo proceso del otro lado y así sucesivamente. Al mismo tiempo, se va incorporando pelo de los lados. La lana es genial para agregar color y más estructura y volumen a la trenza espiga.

trenzas con lana pelo largo suelto raya al medio con trencitas con lana de colores despeinado desprolijo maison margiela
De tierras lejanas. Crédito: Indigitalimages.com

Folk

Otra idea para incorporar las trenzas con lana es usarlas como acento en un peinado boho chic o folk como el de la foto. Para eso hay que tomar uno o dos colores, atarlo a un mechón finito e incorporarlo a la trenza. Una observación: podés tejer las trenzas a distintas alturas para lograr un efecto visual más interesante. Esta vez, no recortes la lana sobrante. Combiná con un maquillaje artístico y tenés en tus manos uno de los peinados con trenzas para festivales más cancheros.

trenzas con lana recogido pelo afro trenzas con cintas extensiones de color bobby abley
Bien pegadas a la raíz. Crédito: Indigitalimages.com

Box braids

La forma de trenzar originaria de las culturas afroamericanas consiste en trenzar el pelo con una fibra similar que puede ser tanto de color natural como de colores fantasía y sirve para alargar la trenza y, al mismo tiempo, proteger el pelo. Para estos casos, no se usa lana de fibras naturales porque se enreda muy fácil con el pelo natural y luego se hace muy difícil de sacar.

Nuestro tip: También es fundamental tener el pelo fuerte para que no empiece a caerse cuando deshagas las trenzas con lana. Considerar adoptar un sistema de lavado que refuerce el pelo debilitado de la raíz a la punta no está de más. El Shampoo y Acondicionador Ritual de Fortalecimiento de Dove es una buena opción.

Siguiente