Esto es todo lo que debes saber sobre la permanente para hombres

¿Siempre has querido tener una melena rizada? Entonces deberías considerar someterte a una permanente para hombres. ¡Te decimos todo al respecto!

La permanente para hombres está de regreso y se postula como la opción más novedosa para los trendsetters que buscan hacer un cambio radical en su cabello.

Probablemente te has acostumbrado a verlo como un recurso meramente femenino, sin embargo, es una gran alternativa si deseas reinventar tu pelo lacio, dándole mayor volumen y dimensión o, incluso, para definir tus rizos naturales. No por nada, ¡es una de las tendencias masculinas más populares!

¿Todavía no estás convencido? Te contamos todo lo que debes saber sobre la permanente para hombres antes de tomar tu decisión.

Hombre con cabello ondulado en Hermès FW 2020
Una permanente ondulada también es una gran opción si buscas mayor movimiento para tu pelo pero sin añadir demasiado volumen. Hermès FW 2020. Crédito: Indigital.

Se trata de un tratamiento capilar profesional que se utiliza para ondular o rizar tu melena por tiempo prolongado. Este requiere de un proceso químico exhaustivo que descompone y modifica por completo la estructura de la hebra capilar.

Para efectuar la permanente para hombres, sin excepción, debes acudir con un profesional. Este empezará separando tu melena en mechones delgados. Después, aplicará una solución a base de tioglicolato de amoniaco para romper la estructura original del cabello y enrollará cada sección del pelo en tubos, cuyo tamaño dependerá de la amplitud deseada en los rizos. Finalmente, aplicará una segunda mezcla química para fijar su nueva forma.

Si bien la duración depende de los cuidados posteriores que le des a tu pelo, puede mantenerse intacta entre dos a seis meses. No obstante, realmente su efecto desaparece por completo al cortar todo tu cabello.

Hay cuatro tipos de permanente para hombre: la permanente profesional con tubos; la permanente parcial, que solo riza una parte del cabello; la permanente ondulada; y la permanente en espiral, para obtener tirabuzones en vez de rizos.

Sí, cualquier tipo de cabellera puede someterse a una permanente para hombres, ya sea para transformar drásticamente la forma del pelo o bien, aportar definición a los rizos u ondas naturales.

En cuanto a la longitud, considera que aunque puede realizarse en el pelo corto, los tubos más pequeños que se emplean miden aproximadamente entre 4 y 5 centímetros, los cuales deben dar al menos una vuelta y media a tu pelo, por lo que no es apto para las melenas demasiado cortas o al ras.

No te vamos a mentir: como cualquier otro proceso químico, este tratamiento puede llegar a debilitar el cabello, sobre todo si no se le brindan los cuidados previos y posteriores adecuados.

Sin embargo, bastará con darle a tu pelo una buena nutrición e hidratación para mitigar y prevenir cualquier tipo de daño.

Emplea productos especializados

Los productos altamente humectantes y diseñados para el cabello chino deberán ser tu elección diaria. Comienza con el shampoo TRESemmé Rizos Definidos + Hidratación, cuya mezcla botánica de karité y extracto de flor de jamaica, limpia suavemente, define e hidrata cada curva del cabello.

Tras el lavado, aplica el superacondicionador TRESemmé Rizo 1 Minuto; contiene siliconas que forman una fina película protectora sobre las hebras, potenciando sus propiedades de suavidad y lubricación, sin dejarlas pesadas.

Estiliza minuciosamente

Aunque la permanente para hombres modifica por completo la textura del pelo, eso no implica que puedas prescindir del peinado. Mantén tus nuevos rizos bajo control con la cera eGo Matte for men. Su poderosa fórmula de larga duración es ideal para definir y moldear los chinos, dejando un acabado natural libre de brillo.

Adquiere las herramientas adecuadas

Un peine de cerdas anchas será tu mejor aliado para acomodar cada rizo, evitando que tu cabello pierda definición. Te recomendamos adquirir uno elaborado con materiales naturales como la madera o hueso de aguacate.

Siguiente