El pelo batik es una realidad y se lleva de todas estas formas

Deja volar la creatividad.

La técnica batik es una de las tendencias más importantes para el verano y la primavera que se vienen y, por supuesto, también llegó al pelo. Sí, el pelo batik existe y, aunque es algo bastante nuevo, te traemos la primicia y te mostramos cómo se usa.

El batik es una técnica para teñir en la que se combinan varios colores y se forman patrones irregulares y psicodélicos. ¿Te lo imaginás en el pelo? Se ve así.

billie eilish con raíces de colores pelo batik
Verde menta. Crédito: Shutterstock

En las raíces

La cantante Billie Eilish hizo popular esta tendencia debutando sus raíces de color verde menta en combinación con el castaño de su pelo y, además, un amarillo que se forma producto de la decoloración. Nos parece una forma muy divertida de agregar color porque es inesperada y diferente.

Nuestro tip: El pelo teñido o decolorado tiende a resecarse mucho, por eso es importante usar un sistema de lavado que ayude a nutrir. Para esto, el Shampoo y Acondicionador Bomba de Coco de Sedal es un gran aliado.

pelo batik rosa y durazno largo
En tonos cálidos. Crédito: Shutterstock

Color durazno

Si tenés ya el pelo coloreado y querés cambiar un poco, el pelo batik puede ser la solución. Aplicá otros tonos de la misma gama en distintas partes del pelo como en el flequillo o las puntas. Además, si tu pelo está del todo decolorado te recomendamos usar la Crema de Tratamiento Ritual de Reparación de Dove para recuperarlo del daño.

pelo teñido rosa bob con flequillo
Solo en las puntas. Crédito: Shutterstock

Dip-dye

Esta técnica se usa mucho para las camisetas, pero por qué no usarla también en el pelo. Lo conveniente de tener el pelo así, teñido solo en las puntas, es que hay que decolorar muy poco. Entonces no conlleva el mantenimiento que significa teñir la cabeza entera, tampoco el daño ni el tiempo invertido.

pelo batik rubio largo de espaldas
Arcoiris. Crédito: Shutterstock

En el centro

El color no necesariamente tiene que ir en las puntas o en las raíces sino donde vos quieras. Este pelo batik con los colores difuminados en el centro es la muestra perfecta. Eso sí, recomendamos hacerlo sobre una base clara o previamente decolorada, ya que decolorar solo esa parte no solo sería complicado sino perjudicial para el crecimiento del pelo.

pelo batik corto rosa
Bien grunge. Crédito: Shutterstock

Tricolor

Algunas personas piensan que las raíces crecidas y las puntas decoloradas pueden verse desprolijas. En cambio, nosotras pensamos que si le agregás un poco de color, conseguís este pelo batik muy cool que sale de lo común. Podés usar uno o todos los tonos que quieras e, incluso, aplicar tintura que no sea permanente para experimentar con los colores.

pelo naranja con verde batik
En tonos cálidos. Crédito: Shutterstock

Naranja

La gracia del pelo batik es jugar con varios colores. ¿Para qué elegir uno solo? En este peinado se aprecian distintos tonos de naranjas y un toque de verde para generar el factor sorpresa.

pelo batik verde largo
Verde que te quiero verde. Crédito: Shutterstock

Arcoiris verde

En los 80 y 90 se usaban las remeras teñidas con distintas graduaciones del mismo color. El pelo batik quiere imitar la misma técnica desde un color oscuro como el castaño a un amarillo en las puntas. Nos encanta para el verano que viene, ¿te animás?

pelo rosa raíces negras media melena
Contrastes. Crédito: Shutterstock

Rosa y negro

Lo bueno de esta tendencia es que no hay límites ni en la combinación de colores ni en la forma de aplicarlo. En esta opción se combinan las raíces oscuras con el mismo color en las puntas y mechones al frente que ayudan a enmarcar el rostro.

Probá: El Super Acondicionador 1 Minuto Factor de Nutrición 60 de Dove, un concentrado reconstructor especialmente formulado para pelo expuesto a daños como la coloración, decoloración y alisado.