Cinco looks de inspiración para dominar el wet look

Juliana | 12 abril 2018
×

Lo mejor del agua, sin el agua.

El wet look se puso muy de moda en los últimos años principalmente gracias al clan K. Muchas modelos, bloggers e it girls adoptaron el estilo para salir de noche, ya que es muy sexy y queda muy bien. Si tenés ganas de usarlo pero no sabés como, te mostramos cinco estilos distintos para que pruebes el wet look.

Lo básico: ¿qué es el wet look? Wet look es el nombre en inglés para referirse al “efecto mojado”. La idea es que, usando un gel, se consiga ese efecto que queda cuando recién salimos de la ducha. El gel es un producto de styling que se asocia más que nada a los varones, pero con la popularidad de la tendencia del wet look, volvió a los tocadores y baños femeninos.

TRESemmé Gel Fijación Extra Firme

Probá: el Gel Fijación Extra Firme de TRESemmé, que te ayuda a dar forma y crear una gran variedad de peinados gracias a su exclusiva fórmula profesional.

El wet look no es solo el peinado hacia atrás que conocemos, hay mucho más que se puede hacer. Seguí leyendo para inspirarte y aprender a hacer este efecto tan trendy.



Las formas del wet look



Crédito: Indigitalimages.com

Despeinado

Este wet look lo tomamos bastante literal, ya que pareciera recién salido del agua (¡le falta gotear!). La diferencia es, una vez húmedo, el cabello está moldeado con gel para que se mantenga así y no se seque o se haga frizz. ¿Peine? No es necesario. Dale forma con las manos. Esto funciona mejor en melenas cortas, pero también se puede hacer si tenés el pelo largo.

Crédito: Indigitalimages.com

Rodete

Si creías que el wet look era solo para usar el pelo suelto, estabas equivocada. Para lograr este peinado hay que peinar el cabello hacia atrás bien tirante con un peine y un poco de gel. Luego, se ata con una gomita y se enrolla el cabello para hacer un rodete. No importa si queda con forma cónica o desprolijo, la idea es jugar con lo perfecto y lo imperfecto.

Crédito: Indigitalimages.com

Texturizado

En este peinado lo que prima es la textura, por lo que va a funcionar mejor en cabellos ondulados. Aunque también se puede lograr en melenas lacias. ¿Cómo? Haciendo unas torzadas hacia atrás medio sueltas para formar esos “túneles” y ondas. Este peinado queda genial con unos aros XL y un maquillaje intenso. Con eso, estás lista para salir.

Crédito: Indigitalimages.com

Slick back

El peinado que lo originó todo: el slick back. Significa “prolijo hacia atrás” en inglés Y es el estilo principal dentro del abanico que ofrece el wet look. Simplemente tenés que peinar hacia atrás con un peine de dientes finos y un poco de gel para que se mantenga así.

Probá: el Gel Fijación Extrema de TRESemmé, que ofrece máxima fijación y control extremo.

Crédito: Indigitalimages.com

Al costado

Una variante del slick back es este que tiene una raya al costado y bastante pronunciada. Podés agregar algún broche u horquillas a modo de accesorio de uno o ambos  lados. Este peinado deja nuestras facciones al descubierto y hace lucir el rostro, así que no te asombres si todos se dan vuelta para verte.