Tutorial: cola de caballo con trenzas, una idea romántica

Las trenzas nunca fallan. 
ath-abr-3-251-782x439.jpg
Tiempo
Nivel de dificultad

La cola de caballo con trenzas es una opción de peinado muy fácil, rápido y cómodo para cuando queremos darle un detalle especial a nuestro look.

Funciona principalmente bien en pelo largo pero las chicas de media melena y pelo corto también lo pueden adaptar. Te enseñamos el paso a paso de este peinado genial para ir a clases, a entrenar, a la oficina o una fiesta de día. Realmente es muy versátil y divertido. ¡Manos a la obra!

1

Lavá

Esta cola de caballo con trenzas empieza como cualquier otro look: en la ducha. Nutrí y limpiá el pelo con el Shampoo y Acondicionador Bomba Coco de Sedal. ​Al salir, dejalo secar con el aire naturalmente.

 

2

Prepará

Ahora, aplicá Crema para Peinar Óleo Nutrición de Dove de medio a puntas para proteger y preparar el pelo. ​Esto lo va a dejar más suave y más maleable. Trazá la raya al costado y asegurá el resto del pelo con un clip para poder trabajar más cómoda.

3

Trenzá

Dividí la parte seccionada en dos y apartá el resto del pelo. ​Seccioná el mechón cerca de la línea de crecimiento del pelo y hacé una trenza holandesa.

Seguí trenzando de esta forma hasta llegar a la altura de la oreja. Luego seguí con una trenza tradicional. Sujetá la punta y 

4

Continuá

Una vez completa la primera trenza, repetí el mismo proceso con el otro mechón seccionado. Recordá empezar con una trenza holandesa y seguir con una tradicional. Sujetá la punta con una gomita de silicona. 

 

 

5

Creá

Reuní todo el pelo y hacé una cola de caballo baja, incorporando las trenzas. 

#TipdeExperta: Ocultá la gomita con un mechón de pelo y aseguralo con algunas horquillas.

 

6

¡Terminado!

Ya tenés tu cola de caballo con trenzas lista. Si querés, podés soltar las trenzas y que se incorporen al pelo suelto o dejarlas atadas para dar textura. También podés tirar suavemente de los lados de cada trenza para darles más volumen. Truquitos, truquitos…