¿Qué es la técnica del Hairturing, cómo se hace y cómo se mantiene?

Juliana | 22 febrero 2018

Olvidáte del make up

La tendencia del “contouring” o contornear no es nueva en el mundo del maquillaje y, como todo, también llegó al pelo. El fenómeno conocido como “hairturing“, por la mezcla de hair (pelo) + contouring (contorno), hace lo mismo que en el rostro pero en la melena. A través de la aplicación de tonos claros y oscuros, busca jugar con las  luces y las sombras y así darle forma al rostro, resaltando facciones y disimulando otras.

Nuestro tip: Para que esta técnica se luzca de la mejor manera, el cabello debe estar en buenas condiciones. Para eso, te recomendamos que uses la Ampolla Reconstrucción Completa de Dove, que te va ayudar a reparar el daño que puede ocasionar el sol, la tintura o las herramientas de calor.

Dove Ampolla Reconstrucción Completa

¿Qué es el Hairturing?

El contorno del cabello es una técnica de coloración que utiliza una combinación de aplicación a mano libre y reflejos, junto con el posicionamiento de diferentes tonos alrededor de la cara para resaltar y sombrear áreas específicas. Los tonos más oscuros crean sombras y se utilizan para acortar o estrechar la forma del rostro, mientras que los tonos más claros alargan al reflejar la luz. La técnica del hairturing produce una ilusión óptica y hace que el rostro parezca más definido. Cada contorno es diferente, por lo que se adapta a la estructura facial de cada una. Los colores se seleccionan en función al tono de piel y se aplican según las características del rostro y su composición.

Crédito: Indigital

¿Cómo funciona?

Contornear requiere la mano de un colorista experto. Esta persona debe identificar la forma única de la cara y estructura ósea. Luego, con la referencia del rostro ovalado como el más proporcional de todos los tipos de rostros, se determina dónde deben colocarse los tonos más oscuros y claros para lograr una forma más “ovalada”. Para que el efecto del hairturing luzca natural y sutil, los colores elegidos no deben exceder los dos tonos por encima o por debajo del color de cabello natural y deben seleccionarse para complementar la piel. Se aplican a mano libre para un acabado más tranquilo, o se resaltan por separado para piezas más definidas. Esta combinación permite al colorista adaptar la aplicación al gusto de cada una.

Genial pero… ¿cómo se mantiene?

Al hacerse a mano alzada con la intención de que quede más natural, es más fácil que cuando crezca el pelo se siga manteniendo el efecto. De todas formas, recomendamos los cuidados propios de cualquier pelo teñido. Lavá el pelo con el Shampoo Miel Anti-Quiebre de Sedal, ya que el pelo teñido es más propenso al daño por los cambios que sufre en su composición. También es buena idea que adoptes una crema para peinar, como la Crema para Peinar Óleo Nutrición de Dove, ya que va a nutrir tu cabello y, al estar brilloso, va a ayudar a que el color se destaque.

Crédito: Indigital

Adaptable a todas

La técnica del hairturing es, en realidad, una derivación del ya famoso balayage pero se diferencia en que cada coloración está pensada para el individuo y la forma específica de sus facciones. Para las chicas de caras redondas o cuadradas, se aclaran las partes superiores e inferiores para que los medios parezcan más oscuros y achiquen el rostro. Para las de rostro triangular o de corazón, las raíces se oscurecen mientras que se aclaran de largos a puntas.