Tips para sobreponerse a un bad hair day

Juliana | 11 enero 2018

Para las vagas, las apuradas o las víctimas de humedad.

Los motivos para tener un bad hair day o mal día de pelo son muchos. Podés no haber tenido tiempo para lavarte la cabeza y tener que salir igual. O a lo mejor hace mucho calor y eso hizo que se te engrasen las raíces. O el pronóstico marca humedad del 100 % y aparece el maldito frizz. No importa cuál sea el caso, siempre necesitamos una solución. Por suerte, las expertas de All Things Hair llegaron para salvarte.

Nuestro tip: Acordate que los malos días del pelo se evitan desde el lavado. Usá el Shampoo y Acondicionador Pureza Detox de Sedal que mantiene tu cabello  limpio, fresco y brilloso.

Sedal Shampoo Pureza Detox

¿Lista para tomar armas en el asunto y hacer del bad hair day un problema resuelto? Tomá nota.

1- Cambiá la raya de lugar

Este es el truco más fácil y menos usado, cambiarse la raya de lugar implica que la nueva va a tener mucho más volumen, ya que el cabello no está acostumbrado a estar de ese lado. Por lo general, la grasitud del pelo se acumula donde está más expuesto, cambiando la raya vas a poder disimularlo mejor. Peinalo un poco con los dedos y listo.

2- El rodete alto

Uno de los peinados por excelencia para combatir el bad hair day es el rodete alto. Podés usar una dona de relleno o aprovechar el pelo de dos o tres días que tiene más cuerpo que el recién lavado para lograr un rodete con más volumen. Inclusive queda bien si es desprolijo, ¡todos van a pensar que es a propósito!

3- La trenza boxeadora

Otro secreto bien guardado es el de la trenza boxeadora. Este peinado va a sacarte del apuro y de la vergüenza siempre. ¿Por qué? Porque como ves, naturalmente se forman esas separaciones en el pelo con cada mechón que tomamos para trenzar. Este efecto esconde las raíces grasosas y disimula el resto al estar peinado. Y si el problema es el frizz, queda disimulado en la trenza.

Tip del editor: Controlá el frizz con el Óleo Elixir Oil Radiante de TRESemmé. Usalo después del lavado. Tres a cuatro gotas son suficientes. Aplicalas en la palma de la mano y masajeá por toda la extensión del cabello, de medios a puntas.

TRESemmé Óleo Elixir Oil Radiante

4- Usá accesorios

Cuando todo lo demás falla, los accesorios vienen al rescate. Podés usar pañuelos, bandanas, sombreros o coronas de flores en verano, y gorritos de lana u orejeras en invierno. No solo aportan algo distinto a tu look sino que tapan las raíces y los defectos del pelo sucio. Es una solución práctica, chic y sin tanto esfuerzo.

Chica con pañuelo
Crédito: Indigital

5- Shampoo seco en casa

El shampoo seco es una excelente herramienta para cuando no queremos lavarnos el pelo o no tenemos tiempo, pero puede ser muy caro o complicado de conseguir en algunos lugares.  Muchas veces es simplemente talco con alguna fragancia, así que por qué no hacer el nuestro. Solo necesitás aplicarte un poco de talco de bebé (que es más fino que el común) en las raíces para que absorba la grasa acumulada. Masajealo bien para que se difumine y disimule en el cabello naturalmente. Esto va a ayudarte momentáneamente contra la grasa y, además, va a aportar un poco de volumen. Eso sí, lavate el pelo cuando llegues.

 

Ya sabés, con estos consejos listos para usar en el momento adecuado, el bad hair day es cosa del pasado. ¿Tenés algún otro truco bajo la manga?